Opinión: Desde Caja Mágica hasta Vista Alegre, por Rafael Fenoy

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedinmail

Acto_de_Campaña_Podemos2

Nada que ver con la tradicional canción desde Santurce a Bilbao, sobre todo porque no hay camino que pueda unir la mágica amnesia o, mejor aún, la más absoluta ignorancia, sobre fraude, corrupción o financiación ilegal; con la mirada alegre de un futuro nada halagüeño.

Quienes estaban en la Caja Mágica hacían más referencias a lo que ocurría en Vista Alegre que a lo que en su congreso debería acontecer. Y es que mejor no mencionar todo lo relacionado con fraudes, financiación ilegal o corrupción. Proliferaron entonces los slogans: “Mientras otros andan a botellazos en su congreso, nosotros estamos aquí para hablar de proyectos de futuro” “¡Qué!, por aquí más tranquilo que si te hubiera tocado estar en Vistalegre, ¿no?” “Los populistas del chavismo hoy andan en una plaza de toros a botellazos y dispuestos a sacrificar a un niño” ¿Quién ha pensado que íbamos a ser los pimpinelas de Vistalegre que están aquí al lado?.

Y es que hasta los nombres de los lugares donde se han producido los eventos tienen un plus digno de un folletín: Los de la trama de la Gurtel y otras andanzas judiciales con sentencias de financiación ilegal del aparato del partido celebran su congreso en la “CAJA MÁGICA”. ¿Se entiende? ¡Cája! Y sobre todo ¡Mágica! Porque, además de hacer referencia a la “caja” contendora del vil “parné”, que “to lo puede”, al quevediano poderoso “DON DINERO” se le une la mágica sorpresa de que ninguno, ninguno, ninguno, de los más de 100 dirigentes históricos de este partido, tenían ni pajorela idea de que “su” partido se financiaba de manera ilegal. ¡Vamos! Que veían como mágicamente se organizaban eventos carísimos, campañas mediáticas costosísimas, se alojaban en suits lujosísimas, se tomaban exquisitos refrigerios, en actos de campañas electorales -¡Oiga unas cuantas!, sin tener ni idea de donde salía mágicamente todo aquello.

En la Caja Mágica tampoco fue verdad que “A este congreso venimos como un partido unido mientras otros se pelean por temas personales”. Ya que a Cospedal le sobraron sólo 25 exiguos apoyos para seguir siendo todo en el partido. Y además está claro que se equivocan cuando afirman que “España no es el país negro que pretenden dibujar los populistas del chavismo”. Porque una España está negra de indignación por los robos, los fraudes, la corrupción la ilegal financiación del Partido y la otra España está en negro porque en su ceguera comulga con ruedas de molino.

Fdo Rafael Fenoy Rico

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedinmail
Facebooktwittergoogle_pluslinkedinrssyoutube

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.